¡Compártelo con tus amigos!

Te puede interesar

lunes, 5 de septiembre de 2016

Sega ha estado enviando sarcásticos mensajes ocultos en las bolsas de arcade




Nadie lo había descubierto hasta ahora.


En sus días mozos, Sega era conocida por tener una gran ventaja en sus estrategias de marketing. La compañía ha perdido mucho de ese estilo característico de años anteriores, sin embargo, ahora les ha tocado aprender algo de humildad mirando a sus rivales de la industria teniendo que desechar su división de consolas por completo.

Pero Sega, no ha perdido la buena actitud que solían tener. Ahora mismo ellos están fuera del negocio de las consolas, pero actualmente se las arreglan para sobrevivir en la industria comercializando en salas de juego arcade en Japón, sus máquinas más populares son las de UFO Catchers (cazadores de ovnis), o más o menos así es como les llaman en Japón a los juegos de la grúa que saca premios. En ellas, si ganas un premio, obtendrás una bolsa de plástico para llevar tu premio a casa, y es acá donde llegamos a la parte interesante, un usuario japonés de Twitter conocido como @raika0510 encontró algo extraño en el diseño de la bolsa.





Como podemos ver en las imágenes, arriba y abajo del logo de Sega hay unos círculos y cuadrados colocados uno junto a otro, sin ningún patrón establecido en ellos, raika0510 empezó a sospechar de que tal vez podrían tener algún tipo de significado más más allá de la simple estética, y resultó que tenía razón. Estas formas en realidad, son líneas de código Morse, sólo que en este caso los cuadrados reemplazan a los guiones, y obviamente los círculos son los puntos, al final el mensaje obtenido es el siguiente:


"El Cazador de Ovnis no es una máquina expendedora."

raika0510 compartió su hallazgo, y Sega, a continuación confirma su precisión a través de su cuenta oficial de Twitter.


"Parece que alguien lo descubrió"


Luego Sega empezó a explicar que el mensaje en esas bolsas (que ha estado ahí desde 2014) fue idea de un muy creativo diseñador gráfico.




"A diferencia de una máquina expendedora, donde se sabe exactamente lo que obtendrás, en un Cazador de Ovnis, está el suspenso de no saber si obtendrás el premio o no, y el diseñador quería que la gente pudiera disfrutar de ese tipo especial de emoción ".

Así que la próxima vez que veas a alguien abatido por no haber ganado ningún peluche de esas máquinas, puedes recordarle que esas no son máquinas expendedoras.

Fuente: IT Media


No hay comentarios:

Recomendados para ti